Honda electrifica el CR-V con un sistema híbrido i-MMD con motor de gasolina y dos motores eléctricos

0
El Salón del Automóvil de Francfort, a mediados de este mes de septiembre, es el escenario elegido por Honda Europa para desvelar sus planes de electrificación y su primer modelo en esta nueva fase, el CR-V Hybrid Prototype, en el que ha sido montado el Intelligent Multi-Mode Drive (i-MMD), un sistema híbrido compuesto por un  motor de gasolina i-VTEC de 2.0 litros y dos motores eléctricos.
Será la primera vez en la que tecnología hñibrida de Honda esté disponible en una carrocería tipo SUV, que en este aso ha sufrido una profunda modificación de estilo que anticipa la futura línea del modelo CR-V para Europa.
El prototipo del CR-V Hybrid muestra un exterior que es más ancho, más alto y más largo que la versión anterior y un aspecto más musculado a través de unos pasos de rueda realzados, con un conjunto de llantas y neumáticos de mayor tamaño. Los contornos del capó y los paneles traseros están más definidos, y el frontal cuenta con el más reciente y distintivo diseño de Honda.
El sistema i-MMD, del inglés Intelligent Multi-Mode Drive (tracción de modo múltiple inteligente) de dos motores del CR-V Hybrid Prototype consta de un motor de propulsión eléctrico, un motor de gasolina de ciclo Atkinson i-VTEC de cuatro cilindros y 2.0 litros y un motor-generador eléctrico independiente.
El sistema híbrido no requiere una transmisión convencional, ya que cuenta en su lugar con una única relación de engranajes de conexión directa, lo que permite una transferencia fluida del par.
El sistema i-MMD determina cómo consumir el combustible y la energía eléctrica de la manera más eficiente, lo que significa que el conductor no tiene que ajustar los tres modos de propulsión posibles: EV Drive, Hybrid Drive y Engine Drive.
En el modo EV Drive, el motor de propulsión obtiene la energía únicamente de las baterías, por lo que no se producen emisiones. En el modo Hybrid Drive, el motor de gasolina propulsa al motor-generador eléctrico alimentando al motor de propulsión eléctrico. En este modo, el exceso de energía del motor de gasolina se aprovecha a través del motor-generador para cargar la batería.
En el modo Engine Drive entra en funcionamiento el motor de gasolina y en esta fase y en el caso de demanda de máxima potencia también se cuenta con el apoyo del motor de propulsión eléctrica.
En la mayoría de situaciones de conducción en entornos urbanos, el vehículo alternará entre el Hybrid Drive y el EV Drive para conseguir un ahorro de combustible óptimo. El Engine Drive se activa según resulte necesario para ofrecer una aceleración enérgica y una conducción por autopista eficiente.
Honda ha adelantado que el CR-V de 2018 contará también con el motor de gasolina TURBO VTEC de 1.5 litros de la marca, con la posibilidad de elegir entre una transmisión manual de seis velocidades o una transmisión variable continua CVT. En el mercado europeo, el nuevo CR-V no se ofrecerá con tecnología diésel.
Las especificaciones finales del nuevo Honda CR-V para Europa se comunicarán a principios del próximo año en el momento en que la versión definitiva será desvelada. El nuevo SUV se comercializará en los mercados europeos en 2018.
Share.

About Author

Comments are closed.

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies