Renault EZ-GO, un vehículo robot, compartido, autónomo y sin chófer

0

El Renault EZ-GO es un robot-vehículo, un vehículo compartido autónomo y sin chófer, con propulsión eléctrica  cuyo escenario de actuación es la ciudad y su zonas colindantes, con capacidad para transportar a seis pasajeros al mismo tiempo. Dentro de la estrategia de diseño de Renault alrededor del ciclo de la vida, esta familia encarna el pétalo Work.

Este vehículo, asociado a una estación específica que se incorpora al mobiliario urbano  y que el fabricante sugiere se pronuncie ‘Easy Go’, es, según explicaciones de Renault, una pieza del ecosistema de las ciudades inteligentes que se están construyendo entre las autoridades públicas, los municipios y el sector privado.

Esta construido sobre una plataforma modular que da pie a una variedad de usos y de carrocerías y se trata, por otra parte, del primer miembro de una familia de concept-car que se presentará a lo largo del año 2018.El EZ-GO está construido sobre una plataforma específica dedicada a su motorización eléctrica, situada en el eje trasero, para optimizar la habitabilidad interior. El motor impulsa las ruedas traseras y las baterías están alojadas bajo el piso. El vehículo se beneficia también de un chasis 4CONTROL de cuatro ruedas directrices.

Movilidad a demanda para todos

El EZ-GO aporta una solución de movilidad bajo demanda para todos, ya que funciona como un servicio con reserva inmediata a través de una aplicación o desde estaciones ubicadas en la ciudad, de acuerdo con lo que proponga el operador.

El servicio puede ser prestado por empresas privadas o públicas y, potencialmente, de forma continua, veinticuatro horas y todos los días de la semana. El sistema es complementario a la posesión de un coche y a los transportes públicos colectivos como el metro o el bus.

Renault EZ-GO, que combina la flexibilidad y el confort del transporte individual con la eficacia y la seguridad de los transportes públicos, representa la visión de Renault de un futuro servicio de movilidad bajo demanda que pueda convertirse en un atractivo de la ciudad gracias a un diseño icónico y reconocible, además de por su compromiso con una movilidad eficiente, sostenible y asequible para todos.

El concepto EZ-GO desempeña un doble papel en la ciudad. En primer lugar, facilita los desplazamientos para todos, tanto como medio de transporte único como al insertarse en un esquema multitransporte, puerta a puerta o desde/hacia una estación, y también aporta un impacto positivo a la ciudad.

Además de impulsar la movilidad compartida que, en esencia, hace que el tráfico sea más fluido y limita el número de plazas de aparcamiento necesarias, encarna una solución respetuosa, silenciosa y no contaminante gracias a su motorización eléctrica y a los sistemas de red inteligente (smart grid) y de segunda vida de las baterías que pueden acompañarla.

La silueta trapezoidal de Renault EZ-GO, su moderada altura y sus amplias superficies acristaladas lo convierten en una ventana abierta sobre la ciudad, más discreta que un autobús o una furgoneta lanzadera clásica. Las estaciones con arbolado se incorporan de forma armoniosa al paisaje urbano.

La rampa del vehículo está ligeramente inclinada, lo que facilita el acceso con un carrito de bebé o para las personas en silla de ruedas o con muletas y la pantalla que proporciona información sobre la ciudad es útil para todos, incluso para quienes no son usuarios del servicio.

2018 – EZ-GO

EZ-GO responde a la visión del Grupo Renault sobre el futuro, que sigue siendo la de garantizar una movilidad sostenible para todos, ahora y en el futuro. Renault asegura que esta visión es más pertinente que nunca ante las evoluciones tecnológicas, las nuevas expectativas de los usuarios, los retos para la sociedad y las dificultades reglamentarias a las que se enfrenta la movilidad.

El fabricante argumenta que en las áreas urbanas, donde vivirá el 70% de la población de aquí a 2050, la población busca mejores condiciones de movilidad, más eficientes y más baratas, para disfrutar de una libertad de movimiento real, sin perder tiempo en los embotellamientos o buscando dónde aparcar.

Esta necesidad de movilidad bajo demanda, y de modo compartido, va más allá del coche individual y afecta a cada vez más personas como, por ejemplo, a los más jóvenes o a las personas mayores, que no siempre tienen en la actualidad los medios, la capacidad o incluso las ganas de conducir.

 

El futuro de la movilidad será eléctrico, conectado y autónomo, con posibilidad de elegir entre conducir o dejarse conducir, con o sin chófer a bordo y con unos vehículos que ya no serán productos aislados sino que formarán parte integrante de su entorno.

 

Renault EZ-GO y su estación

Longitud: 5,20 m

Anchura: 2,20 m

Altura con el portón cerrado: 1,60 m

Altura con el portón abierto: 1,80 m

Distancia entre ejes: 3,80 m

Peso: 1700 kilos (300 de ellos de la batería)

Motorización: 1 motor eléctrico

Ruedas motrices: Traseras

Ruedas directrices: Del./Tras.

Tecnología autónoma: Nivel 4

Número de plazas: 6

————————–

Longitud de la estación: 7,50 m

Anchura de la estación: 3 m

Altura de la estación: 1 m

Longitud de la rampa: 6 m

Anchura de la rampa: 1,4 m

Inclinación de la rampa: 6°

Share.

About Author

Comments are closed.

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies